Assign modules on offcanvas module position to make them visible in the sidebar.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Escrito por Izar O.C. y actualizado por Minerva Expósito Guixeras y Fátima Z. Actualizado por Inés Asensio. 

Pena máxima: hasta 7 años de prisión por “delitos contra natura

En Botsuana las relaciones sexuales entre personas del mismo sexo son ilegales. Dentro del capítulo 08.01 del Código Penal de Botsuana se penalizan los “delitos contra natura”. El artículo 164 habla de “delitos contra natura” y establece que, quien tenga “conocimiento carnal contra natura con otra persona”, tenga “conocimiento carnal con un animal” o permita que otra persona tenga “conocimiento carnal contra natura con él o ella”, será castigado con una pena de prisión de hasta 7 años. El artículo 165 habla de “tentativa de delito contra natura” y penaliza los intentos de cometer delitos contra natura con una pena de prisión de hasta 5 años. Por último, el artículo 167 habla de “indecencia grave” y considera como delito los actos de indecencia grave, en público o privado, o la incitación a cometerlos. Por lo tanto, la ley no condena específicamente la actividad sexual entre personas del mismo sexo ni la homosexualidad per se, pero sí penaliza algunos aspectos de esa actividad.

Sin embargo y sorprendentemente la ley de empleo, desde el 2010 incluye la prohibición de discriminación por orientación sexual y estado de salud (como el VIH/SIDA) en el ámbito laboral.

Según el informe del Departamento de Estado de EEUU (2017), las reuniones de agrupaciones a favor de la igualdad y visibilidad del colectivo LGBT han tenido lugar sin problemas y la policía no parece hacer hincapié en perseguir abiertamente a personas que pertenezcan al colectivo LGBT. El 31 de agosto del 2016, el Tribunal de Magistrados de Gaborone sentenció a un hombre a tres años y medio de prisión, dos de ellos suspendidos, por cometer "actos antinaturales". Posteriormente el hombre figuró entre los 580 presos indultados por el Presidente Khama como parte de las celebraciones por el quincuagésimo aniversario del “Día de la Independencia”, que tiene lugar el 30 de septiembre. No hubo reportes de que la policía persiguiera a personas sospechosas de tener relaciones sexuales entre personas del mismo sexo.

La organización LeGaBiBo (Lesbianas, Gais y Bisexuales de Botsuana) intentó registrarse como ONG en 2009 para pelear legalmente por los derechos del colectivo LGBT y el gobierno se negó a aceptarlos sosteniendo que dicha organización estaba promoviendo prácticas ilegales. Tras varios intentos y denuncias por parte de LeGaBiBo, en el año 2012 el gobierno les volvió a negar la posibilidad de inscribirse como organización. En el 2014 LeGaBiBo obtuvo la victoria, puesto que el Tribunal de Apelación sentenció que no permitir su registro sería una violación a los derechos constitucionales a la libertad de expresión, libertad de asociación y libertad de reunión de los demandantes. El Estado, por otro lado, apeló afirmando que el reconocimiento de la organización erosionaría la moral pública.

Aunque en la Constitución se establezca que todas las personas tienen derecho a la libre asociación, el gobierno señaló que las personas LGBT no estaban incluidas en el término “toda persona” y que los objetivos de LeGaBiBo (despenalizar los actos homosexuales) eran “incompatibles con la paz, el bienestar y el orden de Botsuana”. El 16 de marzo de 2016 el Tribunal de Apelación de Botsuana sentenció de forma definitiva que “todas las personas, cualquiera sea su orientación sexual, poseen el mismo derecho a formar asociaciones con objetivos lícitos para la protección y la defensa de sus intereses”. Esta sentencia representa la primera vez que un Tribunal de la más alta instancia de África aclaró que la homosexualidad, por si misma, no es un delito, aunque las actividades sexuales consensuadas entre personas del mismo sexo están prohibidas.

LEGABIBO ha sido registrado oficialmente el 29 de abril de 2016 después de que el Gobierno recibiera la orden el 16 de marzo de 2016”.

Ditshwanelo fue fundado por un grupo de abogados en 1993, y existe para abogar por una reforma legal y política y para garantizar la igualdad ante la ley para todas las personas en Botsuana con una preocupación específica por los derechos de los grupos minoritarios. La organización brindó asesoría a LeGaBiBo y, a través de su asociación con la fraternidad legal de Botsuana, pudo obtener el apoyo de abogados prominentes que brindaron servicios legales a LeGaBiBo.

Bonela fue fundada en 2001 por un grupo de defensores de los derechos humanos para promover un ambiente justo e inclusivo para prevenir la infección por el VIH, e instaurar una mayor calidad de vida de las personas afectadas por el VIH / SIDA. 

RIA La Rainbow Identity Association (RIA) y Men´s Health Forum surgieron de la necesidad de abordar las brechas en los derechos de las personas transgénero e intersexuales, así como de los HSH. La estrategia del movimiento ha alentado a reconsiderar las oportunidades de defensa en las estructuras tradicionales, reconociendo el poder que tienen.

El informe de Homofobia de Estado de ILGA (2017) menciona que en los dos ciclos del Examen Periódico Universal (EPU) en diciembre de 2008 y enero de 2013, Botsuana rechazó las recomendaciones sobre despenalización y no discriminación basada en orientación sexual o identidad de género. Botsuana respondió mencionando la prohibición de discriminación en las leyes laborales desde el 2010 y “se mostró decidido a llevar a cabo campañas educativas de concienciación con el fin de mencionar estas temáticas, incluyendo la orientación sexual…”. Aunque Botsuana aún apoya la criminalización de las actividades entre personas del mismo sexo.

A finales de 2017 se da un gran paso en cuanto a los derechos del colectivo LGBTi en Botsuana ya que, a raíz de una causa legal, el Tribunal Superior del país decidió que a un hombre transgénero se le debía permitir el cambio legal del género en sus documentos de identidad. Al solicitante que presento el caso a juicio nació biológicamente como mujer, pero se identificaba como hombre, por esta razón el Tribunal consideró que los encargados del Registro Nacional de Botsuana habían violado varios derechos fundamentales del hombre, al negarse a cambiar el sexo del sujeto en su documento de identidad. El juicio es una gran victoria para este colectivo en Botsuana. 


Con un 21,9%, Botsuana tiene la tercera prevalencia de VIH más alta del mundo, después de Lesoto y Eswatini.1 En 2005, la prevalencia era del 25,4%, lo que sugiere algunas señales de mejora en la última década.

Botsuana ha demostrado un fuerte compromiso para responder a su epidemia de VIH y se ha convertido en un ejemplo en el África subsahariana. Fue el primer país de la región en proporcionar tratamiento antirretroviral universal (TAR) a las personas que viven con el VIH, allanando el camino para que lo sigan muchos otros países de la región. El impacto de su programa de tratamiento ha sido generalizado. Las nuevas infecciones han disminuido significativamente, de 15,000 en 2005 a 9,100 en 2013, aunque en los últimos años han comenzado a aumentar nuevamente, con 10,000 reportadas en 2016. Las muertes relacionadas con el SIDA han disminuido dramáticamente de las 14,000 registradas en 2005 a 3,900 en 2016.

En 2012, por primera vez, sectores claves de la población incluyendo mujeres trabajadoras del sexo, y hombres que tienen sexo con hombres fueron incluidos en encuestas sobre el VIH. Aunque esto debería permitir un mejor entendimiento del VIH entre estos sectores, todavía hay poca información disponible. 

En 2013, programas de prevención de VIH solo llegaban al 44.9% de esa población más afectada. 

Fuentes:

Carrol, A.; Ramón, L. “Homofobia de Estado. Estudio jurídico mundial sobre la orientación sexual en el derecho: criminalización, protección y reconocimiento”. Ilga, mayo 2017 (12ª edición). Disponible online en:      http://ilga.org/downloads/2017/ILGA_Homofobia_de_Estado_2017_WEB.pdf[Consultado: 29/11/2018]

“Botswana 2017 Human Rights report” [online]. U.S. Department of State, 2017. Disponible en:   https://www.state.gov/documents/organization/277215.pdf  [Consultado: 29/11/2018]

“Draft report of the Working Group on the Universal Periodic Review: Botswana” [online]. Human Rights Council: Working Group on the Universal Periodic Review, 25 de enero de 2013. Disponible en: http://www.upr-info.org/sites/default/files/document/botswana/session_15_-_january_2013/a_hrc_wg.6_15_l.5_botswana.pdf  [Consultado: 29/11/2018]

Steward, C. “Victory for LGBT advocates in Botswana court” [online]. Erasing 76 Crimes, 16 de marzo de 2016. Disponible en:  https://76crimes.com/2016/03/16/victory-for-lgbti-advocates-in-botswana-court/ [Consultado: 29/11/2018]

An analysis of spaces for LGBTI activism in Botswana. Disponible en: http://theotherfoundation.org/wpcontent/uploads/2017/06/Canaries_Botswana_epub_Draft2_CB2.pdf [Consultado: 29/11/2018]

HIV and AIDS in Botswana. Disponible en: https://www.avert.org/professionals/hiv-around-world/sub-saharan-africa/botswana [Consultado: 29/11/2018]